Se calienta la interna kirchnerista en Provincia de Buenos Aires

16 julio, 2015

Los candidatos de las fórmulas a gobernador del Frente para la Victoria no paran de tirarse con todo. ¿El que gana la interna se impone en las Generales de octubre?

Aníbal Fernández y Julián Domínguez

La campaña entre las fórmulas a gobernador de la provincia de Buenos Aires por el Frente para la Victoria había comenzado color de rosas, sin embargo, a medida que se acerca la fecha de las PASO, los candidatos recrudecen sus declaraciones.

Las fórmulas Aníbal Fernández - Martín Sabbatella y Julián Domínguez - Fernando Espinoza están llevando adelante una batalla interna que no tiene parangón en la década kirchnerista.

A través de la red social Twitter, el intendente de La Matanza expresó sin resquemores: "Con Aníbal Gobernador, pierde Scioli a Presidente...", en referencia a su competidor en la interna.

Según viene declarando en los medios de comunicación Espinoza, el Jefe de Gabinete tendría un alto índice de negatividad entre los votantes consultados a pesar de su alto grado de conocimiento.

La respuesta de Aníbal Fernández fue siempre la misma. El funcionario asegura que el binomio Domínguez - Espinoza viene corriendo de atrás y por eso necesitan las declaraciones "mediáticas".

Pese al pedido de la presidenta Cristina Kirchner de evitar los agravios, Fernández acusó a Domínguez y su compañero de fórmula, de colarse "en todos los actos" del candidato presidencial Daniel Scioli al sostener que "sin que los inviten, van".

El presidente de la Cámara de Diputados nacionales, por su lado, indicó que hace política "de la mano del pueblo" y que le asegurará "el triunfo a la fórmula Daniel Scioli-Carlos Zannini", mientras que Espinoza aseguró que representan "la fórmula de la unidad que nos pidió nuestra querida presidenta Cristina Kirchner".

Aníbal Fernández, jefe de gabinete y precandidato, desacreditó los análisis acerca de que el gobernador Daniel Scioli respalda las aspiraciones de Domínguez y Espinoza en la provincia de Buenos Aires y advirtió que sus rivales internos "se cuelan en todos los actos" que encabeza el aspirante presidencial del kirchnerismo.

"Se cuelan en todos los actos, sin que los inviten, van; están ahí. ¿Quién les va a decir: "váyase a su casa, camine a cucha"? No les pueden decir nada de eso, se lo tienen que bancar", evaluó y enfatizó que son sus adversarios internos, no él, quienes ignoran el pedido de la presidenta Cristina Kirchner de no agredir en la campaña.

El aspirante denunció: "La Presidenta, que es la jefa del movimiento, dice que no haya agravios, que no haya alusiones personales y esa no es la acción que estoy tomando y sí es la que están tomando ellos".

En declaraciones a radio Continental, insistió con expresar preocupación por el aviso que le hicieron intendentes sobre un posible intento de ocultar las boletas de su candidatura para las primarias abiertas de agosto, en las que irá acompañado del titular de la AFSCA, Martín Sabbatella.

Asimismo, se mostró convencido de que "por supuesto" logrará ganarle la interna a Domínguez, al reiterar que "las encuestas nos dan 31 a 8 y eso es mucho".

Fernández descalificó a sus adversarios internos al señalar que nada de lo que el titular de la Cámara de Diputados y el intendente de La Matanza digan puede afectarlo.

"¿Qué pueden decir que me pegue en los tobillos? Nada, no le asigno valor a eso. Ni lo leo. ¿Cómo voy a estar prestándole atención a lo que digan?", insistió y desafió a ambos precandidatos a que "ellos hagan lo que crean conveniente para ver si mejoran en las encuestas, que lo dudo".

El funcionario nacional añadió: "Yo seguiré explicando mi propuesta de gobierno al pueblo bonaerense sin importarme lo que digan ellos; no mueve el amperímetro lo que digan".

Domínguez, su rival en la interna oficialista, encabezó una caravana en La Matanza junto a Scioli y aseguró que hace "política de la mano del pueblo" y que "le va a asegurar el triunfo a la fórmula Daniel Scioli-Carlos Zannini".

"Venimos desde el corazón del peronismo a decirles que nos estamos rompiendo el alma por conquistar el corazón de toda la provincia", señaló Domínguez.

Espinoza, por su lado, indicó: "Con Julián somos la fórmula de la unidad que nos pidió nuestra querida presidenta Cristina Fernández de Kirchner y esta caravana en La Matanza es el inicio de un triunfo para que nuestro querido Julián Domínguez sea el próximo gobernador de la provincia".
 

Comentarios

comentarios