River le ganó merecidamente a Boca por 1-0

16 noviembre, 2010

Un cabezazo de Jonathan Maidana, a los nueve del segundo tiempo, le dio el triunfo al conjunto de Juan José López, que jugó mejor todo el partido y mereció la victoria por una diferencia mayor. El conjunto de Borghi no mostró respuestas y sufrió. Riquelme dejó la cancha por un dolor en la pierna izquierda. ¿Se va el “Bichi”?

Maidana, ex jugador de Boca, anotó para River y festejó el triunfo

En el Monumental River le ganó 1-0 a Boca con gol de Jonathan Maidana a los nueve minutos del segundo tiempo. El equipo de Juan José López mereció la ventaja desde el primer tiempo, pero García y las malas definiciones lo privaban de un triunfo que se terminó de edificar por su ímpetu y la apatía de su rival.

River empezó mejor, con más intensidad de tres cuartos de cancha hacia delante. A los tres minutos lo tuvo Mariano Pavone, quien recibió la pelota en el borde del área y con un potente derechazo buscó ponerla junto al palo izquierdo de Javier García, pero el balón se fue ancho por muy poco. Boca contestó con una aproximación de Pablo Mouche, que no llegó a conectar cuando había quedado mano a mano con Juan Pablo Carrizo.

A los 16" volvió a avisar River. Un interesante Erik Lamela, con movimientos verticales y gambetas picantes, tuvo el grito. Juan Román Riquelme se equivocó en una salida y el juvenil zurdo del "millonario" casi la clava del ángulo derecho de un inmóvil García. El aliado del juvenil era otro purrete, Roberto Pereyra, que hizo un surco por el andarivel derecho y dejó toda la tarde en ridículo a Clemente Rodríguez.

A los 24" llegó la polémica del partido. Un centro de Pablo Mouche buscó a Palermo, que pareció inmóvil por el "abrazo" de Alexis Ferrero, quien no lo dejó cabecear. Fue penal, pero Baldassi lo ignoró. Cuatro minutos después, con un tiro libre, Walter Acevedo le quemó las manos a García. El propio arquero tuvo una gran atajada contra Ariel Ortega, que había quedado en una inmejorable posición de gol.

Así llegó el final de un amargo primer tiempo, con pocas situaciones de gol y con River mereciendo algo más que un apático Boca, que padeció esos primeros 45 minutos, con muy poco de Riquelme y sin conexión de juego entre el mediocampo y los dos puntas. Ni Mouche pesó ni Palermo inquietó.

En el segundo tiempo Boca perdió a Riquelme por un viejo dolor en el sóleo de la pierna izquierda que lo había puesto en duda durante la semana. Cristian Chávez lo reemplazó. De esta forma, Borghi mantuvo el esquema, como River la adrenalina del primer tiempo. A los dos minutos del complemento volvió a avisar Lamela con un tiro libre que García desvió al córner.

Inmediatamente River encontró la diferencia. A los 9" llegó un cabezazo de Jonathan Maidana, libre de marca, que se coló junto al palo derecho de García. 1-0 y justicia total en el marcador, porque el "Millonario", con poco, había sido más que un Boca pobre y sin llegadas.

Borghi probó con los ingresos de Lucas Viatri y Fabián Monzón por los displicentes Mouche y Méndez, quienes tuvieron un partido para olvidar rápidamente. Pero, con variantes y todo, Boca nunca encontró el rumbo, y hasta Battaglia estuvo perdido e inconexo. River pudo aumentar con Acevedo, pero el ex volante de Independiente definió mal cuando quedaba cara a cara con el indefenso García.

El partido se fue muriendo entre las ganas y el espíritu de River y la impotencia de un Boca que no creó una sola situación de gol clara en todo el partido y que casi lo empata a dos minutos del final. Palermo le bajó la pelota a Chávez y "Pochi" le quiso "romper" el arco a Carrizo. El balón se fue desviado. Hubiese sido inmerecido.

Así llegó el final del Superclásico, con River esperando y Boca desangrándose en sus propias desidias. "El Millonario" lo mereció porque lo jugó como una final. "El Xeneize" lo padeció porque lo jugó como un partido más. En ese resumen, la fiesta terminó siendo Monumental. Para River puede ser el despegue; para, Boca una pesadilla que llega en el momento más cruel, y que todavía puede ser mucho peor.

SÍNTESIS DEL PARTIDO

River Plate: Juan Pablo Carrizo; Paulo Ferrari, Jonatan Maidana, Alexis Ferrero, Adalberto Román; Walter Acevedo, Matías Almeyda, Roberto Pereyra; Erik Lamela; Ariel Ortega y Mariano Pavone. DT: Juan José López.

Boca Juniors: Javier García; Christian Cellay, Matías Caruzzo, Juan Manuel Insaurralde, Clemente Rodríguez; Jesús Méndez, Sebastián Battaglia, Matías Giménez; Juan Román Riquelme; Pablo Mouche y Martín Palermo. DT: Claudio Borghi.

Gol: en el segundo tiempo, a los 8m. Maidana (R).

Cambios en el segundo tiempo: en el reinicio Cristian Chávez por Riquelme (BJ); a los 18m. Luciano Monzón por Méndez (BJ) y Lucas Viatri por Mouche (BJ); 21m. Carlos Arano por Pereyra (R); 26m. Diego Buonanote por Ortega (R); y 37m. Rogelio Funes Mori por Pavone (R).

Árbitro: Héctor Baldassi.

Estadio: River.

Recaudación: 1.309.610 pesos.
 

Comentarios

comentarios