Federico Fernández Storani: “Hoy el radicalismo está cómodo en la pollera de Vidal”

5 agosto, 2020

El concejal radical de Juntos por el Cambio de San Fernando dialogó con Radio UrbanaBA y revindicó la intención de un gran número de dirigentes de renovar la UCR bonaerense con la candidatura de Gustavo Posse. Y expresó que el espacio no tuvo participación durante los cuatro años de Cambiemos.

El concejal radical Federico Fernández Storani, de San Fernando, dialogó con Radio UrbanaBA y resaltó que buscarán renovar la UCR bonaerense de la mano del intendente de San isidro Gustavo Posse.

El tema del momento parece ser el acuerdo con los bonistas extranjeros.

Es una muy buena noticia. Es una oportunidad para que el país la aproveche para generar lo que hace falta. La ciudadanía y el electorado de Alberto Fernández estaba exigiendo una respuesta económica. Esta deuda que quedó del gobierno anterior, ahora quedó una oportunidad para activar la producción y el acceso al crédito para sacar el país adelante. Si el gobierno sigue radicalizando su discurso, que no hacen a las prioridades, como Vicentin o la reforma judicial, este acuerdo va a pasar sin pena ni gloria. Debe haber un gran acuerdo de la política para aprovechar esta buena noticia para poner de pie a la Argentina.

Esto da oxígeno a la Economía post pandemia.

Estoy en la calle. Ahora en el barrio San Martín, en San Fernando. La ausencia del Estado es absoluta. Dicen que hay un estado presente pero el estado está más ausente que nunca. Si Argentina acarreaba problemas, hoy son más graves. Hay situaciones de mucha necesidad. Hay mucho conflicto en la calle. Llevamos más de 140 días de aislamiento. Es un llamado de atención para que la política reflexione. Hay que empezar a dar respuestas y soluciones a la gente.

¿Cómo está San Fernando con el incremento de la inseguridad y el pedido de la llegada de Fuerzas Federales?

Se está generando un cocktail explosivo por la inseguridad, o niños que quedan afuera de la Educación Pública porque no tienen acceso a una computadora por la brecha digital. Niños que deberían estar en la Escuela y hace 4 meses no pueden. Los índices de inseguridad y desempleo aumentan. La necesidad económica es cada vez mayor. Hoy más que nunca, en distintos temas, la política debe generar acuerdos. Buscar coincidencias y con esos denominadores comunes dar soluciones a la gente. Hoy la gente quiere salir a trabajar, y cuando no trabaja disfrutar de su tiempo libre. La reforma judicial nada tiene que ver con estos reclamos de la gente, sino con intereses de algunas personas que integran el gobierno, y que no hacen a estos problemas.

Tenemos duros y blandos en los dos sectores. Ahora mucho se pone en juego en la Unión Cívica Radical. Se votan autoridades el 11 de octubre. ¿Tenes una posición tomada?

La grieta en Argentina no discute ideas. Se genera un odio y una distancia que no tienen nada que ver con la política. Somos muchos los radicales que en la provincia de Buenos Aires vamos a plantear un radicalismo distinto. La idea es recuperar al radicalismo. Trabajamos con distintas personas, con el intendente de San isidro Gustavo Posse, que demostró una gestión eficiente, con Federico Storani y Martín Lousteau, y con muchos otros. Queremos generar de abajo hacia arriba un proyecto radical bonaerense, para que desde la oposición convoquemos a las distintas patas de Cambiemos. Queremos discutir ideas. Tenemos un proyecto político alternativo para presentar a la sociedad. Más allá de cumplir el rol de oposición, de pensar distinto, queremos plantear ideas y propuestas. Hoy la oposición carece de liderazgos sanos, que sean capaces de aportar soluciones. En estos cuatro años el rol del radicalismo fue triste y ausente.

¿Eso es una crítica para Daniel Salvador?

Es una crítica para el actual oficialismo. Salvador, quien conduce hoy al radicalismo bonaerense, fue salpicado por la Convención de Gualeguaychú, en ese acuerdo que generamos desde el radicalismo para tener una alternativa a 12 años de kirchnerismo. De esa primera experiencia hay un aprendizaje hecho. El aprendizaje que hicimos muchos radicales es por los resultados de ese gobierno, y en base a la actitud que tuvo el radicalismo en la provincia de Buenos Aires en estos cuatro años. Que fue prácticamente nulo. Hoy el radicalismo está cómodo en la pollera de Vidal, cuando el radicalismo tiene algo inmenso para ofrecer a la sociedad. Estamos atravesando una situación de grave crisis institucional, con restricción de libertades y el radicalismo siempre luchó por la ampliación de derechos, de libertades, de la justicia, y por la República.

Comentarios

comentarios

OTRAS NOTICIAS

Encuesta

¿ Habrá acuerdo con el FMI ?

Cargando ... Cargando ...
VIDRIERA POLÍTICA