PROYECTO DE POLO COOPERATIVO INDUSTRIAL

12 marzo, 2008

Impulsadas por el presidente del Concejo Deliberante Juan Callegher, cuatro organizaciones sociales, la Municipalidad de San Martín y la Universidad de San Martín, están desarrollando en la ex fábrica de Koerting un proyecto de Polo Cooperativo Industrial. Quieren brindar trabajo e inserción escolar a los jóvenes que cartonean y buscan comida en el CEAMSE.

Ivoskus y Callegher en una recorrida por la Koerting

Por César Morielli

La ex fábrica Koerting, de 2500 metros cuadrados, ubicada en Zeballos y José Ingenieros, en Villa Lanzone, se encontraba abandonada y desocupada desde hace 18 años. Sin embargo, en ese predio, desde hace 8 meses se está gestando un proyecto cooperativo de envergadura.

“El Municipio decidió intervenir en esta situación de inmuebles abandonados y generó esta figura de ALLANAMIENTO de propiedad, y lo transforma en espacio publico o en dependencia municipal o se pone en custodia de organizaciones sociales sin fines de lucro, instituciones, colegios, etc.”, explica el concejal Juan Callegher.

Esto fue lo que se hizo con el establecimiento de Villa Lanzone. El Ejecutivo Municipal entregó la custodia del predio a cuatro organizaciones: Agrupación Libertador General San Martín, Organización Libres del Pueblo (OLP), el MTL, y la Agrupación 8 de Mayo. “Cada organización tiene proyectos en vía de desarrollo, y algunos funcionando, talleres de costura, arte, y necesitan un lugar físico amplio. La idea es rescatar y ayudar al trabajo mancomunado de estas 4 organizaciones, con matices ideológicos diferentes pero objetivos comunes de generar soluciones en los problemas de la gente e incorporarlos en el mercado laboral”, explica el concejal.

Callegher informó a La Noticia Web que se trata de una política que sea una convocatoria “que evolucione del reclamo a la productividad, a la inclusión social, a formar parte del circuito productivo. Todavía estamos trabajando para que el lugar sea seguro. Falta una gran inversión para acondicionar el edificio a nivel estructural”. Esa financiación debiera llegar de organismos nacionales o provinciales.

La Municipalidad ya realizó varios de estos allanamientos en propiedades abandonadas y con deudas, que pueden llegar a ser focos de peligro ambiental y delictivo para los barrios. “Si aparece alguien reclamando la propiedad, se le exige que se ponga al día con las deudas y el resarcimiento por puesta a punto del lugar”, explicó Callegher, y agregó que estos terrenos solo se ceden con “fines sociales o comunitarios. Por ejemplo a cooperadoras, gimnasios, centros de jubilados, centros de recreación”.

Por otro lado, se está por cerrar un convenio con la Universidad de San Martín para lograr apoyatura técnica para la generación de proyectos.

Eduardo Rodas, de la Agrupación Libertador General San Martín y ex Movimiento Teresa Rodríguez, explicó a La Noticia Web que “siempre trabajamos con los chicos que van a laburar al CEAMSE. Para ellos, cartonear y revolver la basura es un trabajo. Nosotros queríamos ayudar y les dábamos becas escolares para reinsertarlos en el campo de la educación”. En este sentido, pensaron alternativas para poder ofrecerles jornadas laborales de 4 horas para “que se puedan ganar un mango y tengan alguna otra posibilidad, además de estudiar”.

Rodas explicó que se armó un proyecto de reciclado de plásticos a partir de una donación de la agrupación La Cacerola, y que los jóvenes realizaban la limpieza de mantas para cubrir campos de siembra. Usaban hidrolavadoras y, a veces, dejaban sin agua al resto del barrio.

“Pensando alternativas fuimos a ver al concejal Juan Callegher, le contamos del proyecto y nos derivó al Municipio. Hablamos con la secretaria de Gobierno Nilda Romero y nos dijo que no tenían galpones disponibles ni espacios en vista, pero nos sugirió que los buscáramos y les lleváramos el dato”, comentó Rodas.

Fue así que se llegó a la ex fábrica Koerting. Desde la Municipalidad aceptaron la propuesta y en septiembre, el Intendente Ivoskus firmó el decreto para allanar la ex fábrica y cederla en custodia. Las ilusiones de Rodas, la agrupación y los chicos ya habían encontrado techo y paredes.

Se procedió a comenzar con la limpieza del predio, con camiones, maquinaria y herramientas que puso la Municipalidad. Con la puesta a punto del lugar también llegó la idea de agrandar el proyecto de la Planta Recicladora de Plástico.

Desde su agrupación ayudan a 25 chicos y buscan convenios y ayuda del ministerio de Desarrollo Social bonaerense para que puedan volver al colegio. También quieren meterse “de lleno en la discusión del medio ambiente en San Martín y la Provincia. Nos ofrecieron declarar el espacio de interés municipal, y nuestro proyecto también. Queremos armar un proyecto en común con los empresarios, pero en forma cooperativa”, afirma Rodas.

En conjunto con las otras agrupaciones, le pusieron nombre al emprendimiento: “Polo Productivo Social y Cultural Simón Bolívar”. Sin embargo, su intención es generar un “Polo Cooperativo Industrial”.

Pablo Puebla, de la Organización Libres del Pueblo, quiere montar una bloquera (para hacer bloques de cemento, baldozas y adoquines) y una imprenta, por la que esperan una respuesta de una ONG holandesa. En el lugar trabajarían casi 20 personas, pero “si montamos la panificadora serían algunos más”, explicó.

“Ahora que tenemos un lugar nos pueden financiar mejor. Tenemos más posibilidades”, se ilusiona Puebla. El dirigente social cree que están en la misma situación del Polo Textil de San Andrés, “pero sin Scioli ni empresarios que nos ayuden. No tenemos recursos financieros, pero sí tenemos recursos humanos”.

Comentarios

comentarios