Coronavirus en Argentina: la demanda de asistencia alimentaria se incrementó de 8 a 11 millones de personas

2 abril, 2020

Si la situación social de la Argentina, en especial en el conurbano bonaerense, era especialmente crítica a principio de año, el avance del coronavirus no hizo más que acentuarla.

Hasta antes de que la pandemia trastocara por completo la vida de los argentinos, el Estado compraba unos 8 millones de kilos de alimentos por mes para hacerle frente a la demanda de los sectores más vulnerables.

En estos días, el Ministerio de Desarrollo Social tuvo que apelar a mecanismos de licitación de urgencia similares a los de la crisis de fines del 2001 para una compra directa y adicional de 12 millones de kilos de alimentos. Es que, por el coronavirus, la demanda de asistencia alimentaria pasó de 8 a 11 millones de personas.

“Pasamos de 8 millones a 11 millones en estos días de demanda de asistencia alimentaria. Hemos hecho un refuerzo adicional en estos días de $4.000 millones”, resaltó el ministro a través de la teleconferencia que abrió Sergio Massa y que fue coordinada por Pablo Yedlin. “La emergencia sanitaria claramente fijó otras prioridades”, subrayó el funcionario después de hacer un repaso de algunos minutos de los objetivos que se había fijado hasta que estalló la pandemia.

Según Arroyo, hay un desembolso de “entre $70.000 y $80.000 millones de apoyo para sostener el ingreso de las familias”. El ministro enumeró un bono adicional para los jubilados que cobran la mínima de $3.000; una duplicación del monto de los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH); un plus de $3.000 para las personas que reciben los planes sociales; facilidades de la ANSES para ocho millones de tomadores de créditos de ese organismo, que no deberían pagar las cuotas de abril y de mayo, y el pago extra de $10.000 del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) para las categorías más bajas del monotributo y los trabajadores informales más vulnerables.

 

Comentarios

comentarios