Un estudio de Sebastián Galmarini muestra las alarmas de la situación social

10 enero, 2020

El estudio muestra la «profundidad de la crisis». Dos datos: cerca del 70% admitió tener algún tipo de deuda y más del 27% contestó que, con sus ingresos, no llega a cubrir «las necesidades básicas familiares». El estudio completo dentro de esta nota.

Un estudio de seguimiento que realiza la consultora Inteligencia Analítica, que conduce el Director del Banco Provincia Sebastián Galmarini, muestra alarmantes datos de la situación económica y social en todo el territorio argentino. Los trabajos tuvieron mucho peso durante la campaña electoral del año pasado.

El estudio muestra la «profundidad de la crisis». Dos datos: cerca del 70% admitió tener algún tipo de deuda y más del 27% contestó que, con sus ingresos, no llega a cubrir «las necesidades básicas familiares». «Es gente que bordea la indigencia», sintetizó Marcelo Escolar, analista político de la consultora.

Pero los datos muestran más preocupación. El 27% solamente cubre las Necesidades Básicas del Hogar. Y el 20% no cubre los gastos de familia. Solo el 12% alcanza los gastos de la familia.

¿Quiénes pueden cubrir sus necesidades en Argentina? Apenas por encima del 9%. Según la medición, el 4,6% tiene un pequeño excedente económico excepcional. El 3,4% tiene un pequeño excedente habitual, el 0,4% tiene un gran excedente excepcional, y el 0,9% tiene un gran excedente habitual.

Este fenómeno ya venía siendo advertido por el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, que explicó que los microcréditos que pondrá en marcha su cartera «en gran parte se usarán para cancelar deuda anterior. Hay mucha gente endeudada con los créditos Argenta, que con el macrismo tenían tasas que rondaban el 50% anual; y otros con financieras que les cobran hasta el 200%».

Cuando el análisis se hace sobre el «desempeño del Presidente» y se analiza su «imagen», los números levantan un poco más. A favor: en un contexto de mirada crítica sobre la mayoría de los políticos, Fernández es de los pocos que termina con balance positivo. En contra: sus número son buenos, pero no tanto como otros presidentes recién asumidos.

En el desempeño como Presidente combina 46,6% de positivo y 23,9% negativo. En imagen, un poco mejor todavía: +54,1% y -24.3%.

Estudio completo aquí: Presentación_Nacional_Corte 05_060120v1

Comentarios

comentarios