Un aporte más a la confusión general…

9 marzo, 2019

Un buen anfitrión puede recibir a «Boca en TU en tu barrio» cuando visita su distrito. Pero Katopodis, en este caso, sumó algo más. Estuvo acompañado por el concejal Daniel Mollo y el diputado de Cambiemos Daniel Ivoskus. Días después, La Tecla lo denigró con una nota que más que una «operación» pareció una provocación. Empezó la campaña.

La política vernácula sanmartinense decidió hacerse cargo del inicio del mes de Marzo y disparó el comienzo de una larga campaña en la pelea por la Intendencia en este 2019.

El pasado 1 de Marzo, el candidato a presidente de Boca Juniors, Christian Gribaudo bajó al distrito con el programa xeneise, «Boca en TU Barrio». El angelicista no vino sólo. Llegó acompañado por ex celebridades del club de la Ribera y fue recibido por el intendente Gabriel Katopodis, fanático bostero.

Pero el jefe comunal, como se lo ve en la foto, se mostró junto al relator- concejal Daniel Mollo y el diputado Daniel Ivoskus, con quien el concejal de Cambiemos estuvo dos veces en una semana.

Mientras en el vidalismo acusan a Katopodis de querer «meter la cola» en la interna de Cambiemos, fuentes oficialistas locales argumentaron que un jefe comunal tiene obligación de recibir a todos los visitantes que entran al distrito. Algo que muchas veces no sucede.

Matías Lobos, otro hincha xeneise que sueña con PASO en San Martín, hombre de Patricia Bullrich en el ministerio, se encontraba ese día en Salta.

» El fútbol junta lo que nadie puede juntar», se animó a especular un distinguido operador que camina los pasillos municipales. Créase o no, no es la primera vez que Kato está fotografiado junto a su rival de 2011. También se habían mostrado juntos en el museo Carnacini, hace unas semanas, de manera amigable.

Fue así que de golpe, en plena cordialidad de esa relación, explotó en la revista platense «La Tecla» una operación periodística muy polémica. Para encontrar a su inspirador, el oficialismo local puso en la mira a todos los enemigos o adversarios políticos de Kato en los últimos años.

«Esta nota tiene un efecto contrario al buscado», dicen en la Municipalidad. «Significa que están desesperados, porque saben que pueden perder al igual que en el 2015», señalan por lo bajo. Lo llamativo es que entre «Boca en TU Barrio» y la campaña sucia hay apenas una semana de diferencia. De las buenas relaciones a nuevamente «enemigos íntimos», sólo media una semana.

Allí, en la revista, dicen que el intendente abandonaría su reelección y que hasta Letcher lo podría vencer en una PASO y lo acusan de sobreprecios en la refacción de las plazas, bastión de su gestión

Mollo y el ivoskismo con Katopodis, algo de lo que toma nota el ministro Santiago López Medrano y su troupe más allá de Boca. En cercanías del ministerio de Desarrollo bonaerense, niegan cualquier operación contra Kato en el la revista platense.

Ese mismo día viernes y  con apenas tres horas de diferencia, López Medrano tomó nota del encuentro y como buen «funebrero» recorrió la cancha de Chacarita junto a Javier Tizado, ministro de la Producción.  Todos en actividad, sabido es que lo que no aparece es la foto de unidad en Cambiemos a meses del cierre de lista.

Días después por este medio se mostró que Daniel Ivoskus, con una reelección en la Legislatura complicada, eligió sacarse una foto durante la merienda junto a Mollo y Lobos. La repercusión fue inmediata. El efecto sorpresa había dado su efecto.

 

Comentarios

comentarios