Para Patria Grande, «hay que jugar electoralmente reconociendo la importancia de Cristina en el armado anti-neoliberal»

2 noviembre, 2018

Juan Del Pino, referente del espacio de Juan Grabois, visitó el piso de LaNoticiaWebTV luego del lanzamiento de la agrupación realizada la semana pasada en Mar del Plata.

¿Cuál es la idea de Patria Grande en relación al kirchnerismo?

Vemos que la disputa electoral el año que viene es especialmente importante. Somos una generación militante que a lo electoral no le da tanta importancia pero entendemos que el año próximo es muy importante para el país y para el continente. Hay que salir a jugar con fuerza reconociendo la importancia de Cristina en el armado anti-neoliberal.

¿El trabajo que ustedes vienen desplegando es más que nada barrial y territorial?

Sí, es un laburo territorial muy fuerte. Hay compañeros que vienen del mundo sindical, estatales y privados pero hay una corriente muy fuerte de feminismo.

Apoyando a Cristina pero dejando de lado a los corruptos. Suena difícil de entender a l luz de las investigaciones …

Nuestro compromiso es a no tolerar la corrupción en el gobierno que venga. Somos una generación que empiezan a militar y entran a la política después de la dictadura. La lectura que yo hago es que no venimos con el ‘miedo de’ o a ‘hacer la vista gorda’. La dictadura vino a desarrollar un rol disciplinador muy fuerte en lo político y sindical, en donde si no mirabas hacia el costado eras boleta. Esa lección que marcó al mundo post dictadura, esta generación no la tenemos. Nosotros tenemos la tranquilidad de poder decir, que si Cristina juega en materia electoral vamos a apoyar su candidatura y si no lo hace igual tiene que jugar un rol importante en el armado del frente y al mismo tiempo no vamos a tolerar la corrupción.

Hay una parte de la sociedad los ubica como ‘planeros’, o ‘los que cortan la calle’. Pero ¿Quiénes son ustedes verdaderamente?

El Frente Patria Grande no contiene a los movimientos sociales. Hay una parte importante que entra al frente y acompañamos la referencia de Juan Grabois, pero hay quienes no. Nosotros planteamos que el movimiento social que venga tiene que trabajar con todos los movimientos sociales. Los del Frente Patria Grande, los que no y los que no están en la política. No tiene que haber un sectarismo desde el Gobierno para trabajar todo desde la política sino que tiene que darle aire a las organizaciones para que construyan ene l territorio. Desde el trabajo en adicciones, hasta el laburo en recolección de residuos, hasta laburo en generar los alimentos. La mayor parte de los alimentos que consumimos los producen pequeños productores que trabajan en condiciones de semi-esclavitud. Planteamos que el gobierno que venga tiene que facilitar el acceso a la tierra, tiene que urbanizar los barrios populares. No puede ser que en el siglo XXI tengamos millones de personas viviendo sin acceso a los servicios básicos.

¿Quién es Juan Grabois?

Es un referente para toda una generación militante post 2001. Es una generación en donde la política no es una carrera; no es una carrera por la disputa de cargos. Nos se juega solo ene l plano institucional. La política se hace en la calle, en los barrios, en el día a día. Ahora, en este caso entendemos que es muy importante lo institucional en 2019.

¿La relación del Papa con ustedes cómo es?

Juan tiene una amistad de hace muchos años. Se conocieron en la Ciudad, con defensas de violencia institucional hacia cartoneros y cultivaron una amistad ellos. Como te digo en el movimiento hay una corriente feminista muy importante que obviamente entra en tensión con sectores de la Iglesia permanentemente y hay que administrar esa diversidad. Particularmente acompaño la lucha de las compañeras en particular con relación al aborto.

Seguramente esté muy presente en la campaña electoral la cuestión del aborto. La gente va a querer saber qué piensa cada candidato…

Sí. Va a estar muy presente. El feminismo ha logrado movilizar un millón de personas al Congreso y ha instalado el tema en la agenda. Las legisladoras y los legisladores deberán decir sus posiciones. La disputa gubernamental tendrá otros elementos en este contexto de avanzada neoliberal donde se ponen en juego las democracias, ganar es una obligación.

Comentarios

comentarios