Tomar medidas pronto para contener la situación social

18 octubre, 2018

Por Fernando Navarrof

Los salarios devaluados, la canasta de alimentos por las nubes, las tarifas que no paran de aumentar, el transporte público, el desempleo y la recesión son una mezcla explosiva que no se puede contener con discursos licuados ni estrategias de marketing político. Si no se toman medidas pronto, la situación social va a ser imposible de contener.

El Gobierno se está encaminando hacia una política de represión en vez de solucionar los problemas y ya está preparando el camino para eso.

La ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, apuntó directamente contra aquellos sectores más vulnerables de la sociedad que están organizados y dan pelea en las calles (pacíficamente) para resistir este modelo de hambre y empobrecimiento. Apuntó en contra de las organizaciones sociales.

Aseguró que “muchos movimientos sociales permitieron al narcotráfico como el mal menor”. Además de mentir descaradamente, Bullrich busca provocar y tirar más leña al fuego, cuando en realidad desde su función debe utilizar todas las herramientas para pacificar.

Emparentar a las organizaciones sociales con el narcotráfico no sólo es una gigante mentira, sino marca las perversas intenciones de la Ministra. Así como semanas atrás vinculó a las organizaciones con los saqueos y tuvo que rectificarse, ahora insiste con otros argumentos nefastos porque busca estigmatizar a aquellos que en las calles resisten el ajuste. Las organizaciones sociales somos hermanos de lucha de las Madres contra el Paco desde sus orígenes.

Por compartir el trabajo en el territorio y encontrarnos a hablar de esta preocupación con monseñor Jorge Bergoglio, cuando aún no era Papa, surgió la iniciativa de investigar en profundidad el problema y así nació el Instituto de Investigación sobre Jóvenes, Violencia y Adicciones de la Cámara de Diputados bonaerense, que lleva más de cuatro años de investigación en los barrios, y de articulación y rescate de las estrategias populares más valiosas contra las adicciones.

Nuestro trabajo, en los territorios en articulación con las iglesias, es la raíz de un cambio en las políticas de Estado del SEDRONAR que nació en la anterior gestión y que logramos tuviera continuidad en la actual con las Casas de Asistencia y Acompañamiento Comunitario que han permitido crear o fortalecer más de un centenar de dispositivos de primer umbral en los barrios.

Pero además, como creemos que el problema es muy grave, que las políticas específicas del Estado son aún muy insuficientes, las organizaciones sociales impulsamos en el Congreso una Ley de Emergencia en Adicciones.

Mientras Bullrich representa la represión, nosotros seguiremos combatiendo el flagelo de la droga. Armaremos y atenderemos comedores y jardines de infantes en los barrios, pelearemos por la educación y capacitación de los compañeros. Seguiremos propiciando cómo única salida real el trabajo, construyendo a través de nuestras cooperativas viviendas en los barrios populares, refaccionando veredas, como lo venimos haciendo desde hace ya muchos años.

Fernando “Chino” Navarro, dirigente del Movimiento Evita

Comentarios

comentarios

OPINIÓN Por Rodolofo Iriart, diputado provincial

El peso del ajuste en la provincia de Buenos Aires

OTRAS NOTICIAS

Encuesta

¿Cómo considera que está la situación económica actual del país, en comparación a un año atrás?

Cargando ... Cargando ...
VIDRIERA POLÍTICA