Se aprobó la Rendición de Cuentas en Vicente López

17 mayo, 2018

Sin mayores dificultades, Cambiemos se impuso por 14 votos a ocho. Los excesivos gastos en publicidad y las subejecuciones, las principales críticas de la oposición.

Sesión en el Concejo Deliberante de Vicente López.

El Concejo Deliberante de Vicente López aprobó en la tarde de hoy la Rendición de Cuentas del ejercicio 2017. Todos los concejales de Cambiemos votaron a favor, siendo  el resultado de 14 a ocho. Hubo dos ausentes, con aviso. La oficialista Rosario Cassaro y Malena Cholakian (PJ-UC).

Fue una sesión extraordinaria -que se desarrolló después de la ordinaria- y se extendió por aproximadamente tres horas. El primero en exponer fue el edil de Cambiemos y presidente de la Comisión de Hacienda, Diego Enrich. “Vemos la gestión como una herramienta transformadora, que todos podemos ver”, comenzó. En ese marco, hizo referencia a las “grandes obras” que comenzaron y/o finalizó el oficialismo encabezado por Jorge Macri durante el año pasado. Entre ellas ponderó las hidráulicas; el bajo nivel de Munro; las luminarias, señalando que Vicente López “va a ser el primer municipio led de toda la Argentina”; y, en salud, las referentes al Hospital Houssay y la Maternidad Santa Rosa.

A su turno, el ‘japonesista’ Rubén Volpi –designado miembro informante por la minoría- indicó que “los problemas siguen siendo los mismos”. En este sentido, además de defender la gestión de García, apuntó a las fallas administrativas. “Hay omisiones y errores de forma con el fin de complejizar el estudio”, señaló. Fue crítico también con algunos funcionarios por “estar encerrados y no atender a los vecinos en casos que lo ameritan”. “Lo más cerca que están es en el timbreo”, chicaneó. En tanto, se manifestó en contra de utilizar los recursos que emanan de Nación y Provincia “en la timba financiera”; “nosotros la usábamos para construir escuelas”, comparó el ex subsecretario de Hacienda.

Por su parte, ‘Meneca’ Djedjeian (CC-ARI), repudió el accionar de algunos ediles del oficialismo que “nos intentan justificar las acciones por los resultados de las elecciones”. Enfocada en la transparencia de los gastos, sugirió que el municipio publique y adhiera a una ordenanza de acceso a la información pública, entre otras cuestiones y señaló que el no hacerlo “es una decisión política”.

Además, no coincidió con las “prioridades de asignación” de los recursos calificando al intendente Macri de carente de “sensibilidad social”. En este sentido, señaló el incremento de habitantes con necesidades insatisfechas de 8.554 en 2010 a 11.527 en 2017. Para contrastar, dio cuenta del “gasto obsceno” en publicidad de $41 millones a los que ampliaron en cinco millones más durante la última campaña. A su vez, dio cuenta de algunas subejecuciones, como por ejemplo: luminarias (0%); chalecos antibalas (0%); patrullas (37%); participación ciudadana (7%), entre otros. Por último, dio cuenta de la existencia de dos empresas -Kunumi y PF Constructora- que ganaron licitaciones para obra pública en el distrito, denunciadas en causas anteriores como Skanska, por brindar facturas falasas.

La peronista Marcela Cortiellas, de trayectoria en el sindicalismo, apuntó a los 129 millones gastados “de forma irregular” para contratar profesionales cuando son trabajos “realizados por la comuna”. Además, puso el foco en la no construcción de jardines durante toda la gestión de Macri y la subejecución en este sentido de un 11%.

Luego, Germán Maldonado (Frente Renovador), también fustigó el “excesivo gasto en publicidad en años electorales”. Como Djedjeian, hizo lo propio con la “modalidad de contratación” para realizar obra pública. En tanto, en la cuestión fuerte del espacio político, la seguridad, señaló que hubo una subejecución del 40% a pesar de tener declarada la emergencia. “Pedimos menos marketing y más obras para los vecinos”, concluyó.

El concejal oficialista, Marcelo Chocarro, se respaldó en la última elección: “el 63% de los vecinos ve la foto bien clara”. Luego de interrupciones y gritos hacia él de algunos de los presentes que debió frenar el presidente del HCD, Carlos Sandá, agregó dos datos más: “Tenemos la tasa de mortalidad más baja de la Argentina” y, en respuesta a Mladonado: “en seguridad se ejecutó casi todo el presupuesto”.

El titular del bloque PJ-UC, Lorenzo Beccaria, fue otro de los que se sumó y criticó el alto gasto en publicidad durante las elecciones; sin embargo apuntó a que se le destine, al menos, un mayor porcentaje de las erogaciones a los medios locales. En tanto, pidió al oficialismo que “nos escuchen y tomen nota”. “La plata está, hay que direccionarla a donde el vecino la necesita”, remarcó.

Por su parte, el concejal de Cambiemos, Antonio Rendón Russo, acusó a la oposición de “copiar y pegar” su dictamen de minoría del de 2016. Luego, efusivo, les apuntó: “se horrorizan quienes hicieron de la subejecución una herramienta cotidiana”. “La rendición es coherente, racional y equilibrada. Hubo una eficiente utilización de los recursos. También los más de 100 millones de Nación y los más de 70 millones de Provincia”, agregó. Posteriormente, enumeró obras realizadas y en ejecución que “se habían abandonado cuando Jorge no era del color político anterior”. “Molesta que las críticas vengan de quienes no hicieron nada y que tienen que explicar que hicieron con la plata”, indicó.

Por último, Enrich también criticó a los ediles de la oposición de “usar la información para confundir” y de realizar una “puesta en escena”. “En Vicente López se es responsable, no se hacen las cosas sólo para golpearse el pecho”, añadió. “Estoy tranquilo, más allá del ‘cuco’ del Tribunal de Cuentas”, disparó el edil oficialista. Para concluir, se comprometió con los concejales opositores a reunirse para dirimir las dudas que aún persistan y cerró: “detrás de cada peso, hay vidas que cambiaron para siempre”.

Comentarios

comentarios