Para ver correctamente lanoticiaweb, te recomendamos actualizar tu navegador?
2 de Noviembre de 2017

Santiago Iuzzolino, sobre las reformas del gobierno: Son cosas que esperbamos

Así lo manifestó en diálogo con La Noticia Web el presidente de la Cámara del Comercio y la Industria de Tres de Febrero. Sin embargo, matizó su afirmación agregando que había expectativas por la eliminación de más impuestos y tasas distorsivas “que han ido creciendo vertiginosamente a través del tiempo”. También habló de la inflación. “Va a ser muy difícil su contención”, dijo.

SantiagoIuzzolino El presidente de la Cmara del Comercio y la Industria de Tres de Febrero habl con La Noticia Web

Luego de su victoria electoral, el gobierno avanza con una agenda de reformas que tenía preparada de antemano: en lo laboral, en lo impositivo y en lo previsional. Estas reformas impactan en el sector industrial y al comercio. ¿Cómo ve esto y qué previsiones puede hacer?

En cualquier país existe una constante actualización de cosas. Este gobierno ha legitimado su poder a través de las elecciones y va a avanzar con una serie de modificaciones estructurales que cree convenientes. Algunas de ellas son demandas del sector que representamos, el comercio y la industria; hay otras que van por otro carril y nos pueden llegar indirectamente. En lo que hace al tema laboral, el sector empresario viene sufriendo, fundamentalmente las PyMEs, una situación difícil. Dada por los accidentes de trabajo, el tema indemnizatorio. Evidentemente existe una cuestión que, si bien las grandes empresas tienen una cobertura distinta, las PyMEs no las tienen y están prácticamente a la deriva, pudiendo costar incluso su existencia. Nuestro sector no va en contra del trabajador, va por un camino paralelo. El empresario y el trabajador se necesitan mutuamente. Pero es cierto que necesitamos normas muy claras que nos permitan subsistir. Estas reformas estructurales son convenientes, creemos. Es una búsqueda de una mejor cobertura para el sector PyME y el empresariado, para determinar el costo real de lo que producimos. Porque hoy no lo sabemos.

Recientemente el titular de la CAME le dijo a este medio, en referencia al discurso de Macri, que no se trataba de cuestiones novedosas pero que podían devolverle competitividad al sector. Más precisamente dijo que las PyMEs fueron escuchadas por el presidente. ¿Qué considera al respecto?

Totalmente. Han sido escuchadas, hay una serie de hechos como la ley PyME, lograda por las PyMEs agrupadas trabajando constantemente en la Cámara de Diputados. Eso no fue desde la cabeza hacia abajo, sino desde la misma base, desde donde llegan este tipo de quejas. Indudablemente son cosas que esperábamos. Esperamos poder tener mayores certezas sobre nuestro desenvolvimiento.

¿Previsibilidad?

Exactamente. En cuanto a la otra demanda, el tema de la presión impositiva, no entendemos por qué razón hay tanta presión cuando realmente hay un estado bobo. Insisto: el sector PyME está a la deriva. No somos formadores de precios. Si bien acompañamos esta situación, esperábamos más. La eliminación de Ingresos Brutos, impuesto al cheque, esos impuestos distorsivos… Una serie de tasas, incluso municipales, que han ido creciendo vertiginosamente a través del tiempo.

Se habla de una rebaja en Ingresos Brutos y de un aumento en el impuesto inmobiliario para el campo.

Habría que ver los resultados. Esto es un reacomodamiento de la economía. Acá hay algo muy claro: el estado tiene un presupuesto que gastar. Si saco de un lado, de otro tengo que compensar. O bien achico el estado, que significa menos obra pública, menos salud pública, achicar gasto social y perder puestos de trabajo… Eso es una situación política difícil. En este momento creemos que hay que acompañar estas medidas que indudablemente vayan clarificando la situación en su conjunto.

Clarifica la situación del sector, entonces. ¿Cree que estas reformas puedan beneficiarlos?

Hay un condimento complicado que es la inflación. Sumale el déficit y la tasa de referencia del Banco Central. Va a ser muy difícil la contención de la inflación, por lo menos a mediano plazo. Es un impuesto encubierto, y es una de nuestras demandas que no ha sido escuchada, el ajuste por inflación. La inflación significa para nosotros pérdida de competitividad.

Entonces, este paquete de medidas puede ayudar a planificar al sector y apuntar a recuperar la competitividad.

Hay que ver los resultados de cada medida tomada. Hay que estar haciendo un constante seguimiento para ver si hay que modificar.

¿Eso no es gradualismo?

El gobierno vino de shock en gradualismo. Conocí dos o tres shocks, el último fue el de 2001. Ahora, también dependemos de cuál es la tasa de interés internacional, o de la inversión genuina de capital externo, cosa que no notamos que haya sido un avance de este gobierno.

La famosa lluvia de inversiones que no ha venido.

Los capitales no tienen banderas. Hay que tener paciencia, el gobierno tiene buenas intenciones. Hay que ver los resultados y hacer un seguimiento constante para que no se pierda ningún puesto de trabajo y no se caiga ninguna empresa. Y que ningún sector social deje de estar contenido, tiene que bajar la pobreza.

Antes mencionó a las tasas municipales como una de las cuestiones que impactan en la competitividad. ¿Cómo es la situación de las PyMEs en Tres de Febrero?

Hay alrededor de tres mil industrias. Tres de Febrero es un distrito que ya tiene techo. Ahora han retomado las conversaciones por el parque industrial para contener a las empresas del distrito. Ahora, en cuanto a las tasas municipales, también han ido aumentando a lo largo de los años. Fui un defensor de no aumentar la tasa de seguridad e higiene.

En sus tiempos de concejal.

Sí. Se llegó a una escala que sigue. Pero es una situación que presiona e influye en la competitividad. Es un porcentaje sobre las ventas. Por eso también es un impuesto distorsivo. Pero el municipio también tiene un presupuesto. Si esto fuese fácil cualquier gobierno lo habría resuelto. Por eso hay que tener paciencia y diálogo constante para encontrar un equilibrio.

¿Lo tienen con Valenzuela?

Por supuesto, mediante la Secretaría de Desarrollo Económico. Les hemos planteado temas interesantes, como la moratoria municipal, que hagan un trabajo intenso sobre la circulación vehicular. Esto no es ir a favor o en contra de. Sino de dialogar constantemente. Queremos que las cosas marchen bien porque el sector productivo quiere que se produzca y se venda, dar trabajo y que el trabajador tenga su ingreso y viva en una situación mucho más equilibrada.